lunes, 14 de abril de 2014

El amor en los tiempos cardinales: El efecto Venus en Piscis



Todo empezará con el eclipse de mañana; al ocurrir en Libra estará regido por Venus, así que su dispositor será Venus en Piscis. Venus en este signo se encuentra exaltada en este signo de Agua, y busca la fusión, el Amor total sin barreras, sin obstáculos que le impidan ser como se supone ha de ser. Luego, Venus en Piscis estará modificando la Cruz Cósmica al formar este 17 y 18 de abril un trígono con Júpiter en Cáncer y un sextil con Plutón ya retrógrado en Capricornio. Al hacer esto arma de hecho una escuadra o media cometa, una configuración que tiende a armonizar todo siempre y cuando se logre un compromiso claro con lo que queremos, la media cometa se estabilizaría al convertirse en una cometa, en este caso se trataría de tener de nacimiento algún planeta a los 15º de Escorpio. Pero, aun cuando no tengas ningún planeta por ahí, Venus en Piscis al suavizar la oposición Júpiter-Plutón nos da la oportunidad de al menos prestarle más atención a la oposición entre Marte rx en Libra y Urano en Aries, la cual por cierto llegará a su punto exacto (partil) este lunes 21.


Sin importar, en que casas se localice en tu carta natal esta oposición Marte-Urano, el hecho de que se trata del eje Aries-Libra nos involucra inmediatamente con las relaciones uno a uno, con énfasis por supuesto en las del “tú y yo” en el amor, esta oposición nos habla del proceso en que nos encaminamos desde el egoísmo del “Yo Soy” hasta el más equilibrado “nosotros somos” Detrás de esta oposición también nos encontraremos de forma menos evidente el efecto de Venus en Piscis, por aspecto, nos encontraríamos que la diosa del amor estará en semisextil con Urano en Aries este 17 y en quincuncio con Marte rx en Libra este 19, estos aspectos no son tan armoniosos, o al menos no tienen un efecto tan directo como lo puede ser una oposición o un sextil, sin embargo, no dejan de afectar modificando el comportamiento de Urano y Marte, por supuesto, nos hará pensar en la entrega total, a Urano que es más de la colectividad y menos de la individualidad le parece genial, pero, a Marte que es más personal esto le irrita un poco, de ahí que entre Venus y Urano se genere un semisextil el más armonioso de los aspectos menores y entre  Venus y Marte se trata de un quincuncio. Un quincuncio entre estos dos amantes, puede ser lo que llamo un beso con trampa, te dan un beso, pero, a la vez sabes que luego te lo cobrarán de una u otra manera.


Además del efecto por aspecto que genera Venus con la oposición Urano-Marte debemos recordar que Marte rige a Urano (en Aries) y Marte se localiza en Libra, tiene como dispositor a Venus, así que volvemos a Venus. Ella la diosa del Amor exaltada en Piscis es quien se encuentra detrás de esa oposición Marte-Urano.  Pero, ahora luego de todo este juego de dispositores y aspectos viene la verdadera pregunta: ¿Qué  nos quiere decir Venus con todo esto?

Son tiempos cardinales, buscamos nuestra identidad, buscamos la libertad, buscamos el equilibrio, buscamos el Amor, buscamos todo aquello que nos hagan sentir seres completos en un mundo incompleto.  Venus inicia su efecto con el eclipse lunar, lo rige. Honestamente, los eclipses son muy kármicos y Venus en Piscis lo es también. Un eclipse en Libra sea este lunar o solar siempre nos hablará de encontrar o al menos ir en busca de esa media naranja, esa alma gemela. Y si Venus se encuentra en Piscis, un signo que conecta o más bien reconecta esta vida con todas las pasadas y las futuras, te hará ir en busca de esa otra mitad.  Claro, debemos ser cautelosos, porque las relaciones kármicas, pues tienen mucho de eso, de Karma.
 
"Te amo demasiado...como para condenarte"
Sí, así es, creemos que cuando hablamos de alma gemela, o mejor aún de llama gemela, esa de la que hablaba Saint Germain, todo se aclarará y viviremos felices junto a esa persona “forever and ever” pero, la verdad se parece más a la historia de Drácula con Mina, el amor existe, la pasión es desbordante, pero, son mundos aparte y lo que fue una vez ya no podrá serlo. También puede ser como la relación tipo la “Bella y la Bestia” uno de los dos tendrá que someterse a un sinfín de pruebas para pulir y convertir a la bestia en su “Homme Idéal”. Sí quisiéramos sentir el oleaje desbordante del Amor, quisiéramos hundirnos en besos, caricias, perdernos en los ojos del otro y ver ahí, estrellas surgir, universos crearse, ver el amor en su totalidad. Venus en Piscis con toda la interacción cardinal que tendrá en estos días nos puede llevar así a esa persona, pero, para lograrlo, nosotros también debemos poner algo de nuestra parte: “ Debemos dejarnos llevar por sus olas, no podemos llegar al fondo del mar, sin primero no dejamos que sea el mismo mar que nos lleve ahí”




jueves, 10 de abril de 2014

El otro Plutón: Plutón retrógrado en Capricornio 2014






A veces pareciera que mi vida está cargada de pactos invisibles, uno de esos se remonta a hace unos 6 años en el pasado. En ese entonces, ni siquiera pensé que dejaría mi profesión de farmacéutico algún día, que conocería a tanta gente y mucho menos que poco a poco, me convertiría en alguien más acorde con mi mundo interior.  Era finales de noviembre del 2008 y Plutón volvía a entrar en Capricornio, lo había hecho a principios de año, había retrogradado a Sagitario y regresaba a Capricornio.

Yo no escribía nada de astrología, hablaba de este tema con un grupo de amigos muy reducidos, no formaba parte de ninguna red social. Sin embargo, mi mejor amigo, quien nunca logró entender nada acerca de mis tecnicismos astrológicos, me dijo ese lluvioso día de noviembre: ¡Hey, Danny!, ¿ahora qué? ¿moriré cuando Plutón en Capricornio le haga cuadratura a mi Sol en Aries? Jajajaja, me reía con él, porque de tanto oírme decir que ya empezaba a sentir la cuadratura de Plutón en Capricornio a mi Sol. Él lo memorizó, y además cumplíamos años casi el mismo día (él 23 de marzo, yo, el 25)… Yo le contesté: “seguramente, si alguno de alguno de los dos, uno ha de morir,  ese seré yo, cuando Plutón cruce mi ascendente…” él me respondió: “jajajaja, eso a mí no me pasará  soy ascendente Virgo, verdad, Danny?, “Sí, Shawn, así es” –le respondí-  hubo de repente, un momento de silencio, y tratando de olvidarnos del miedo, me dijo:  “ We´re roaches, survivors,anyway!” ( Somos cucarachas, sobrevivientes! en realidad la conversación fue en inglés) "Sí verdad, sobreviviremos a todo"-le contesté-. Esa noche, mientras hablaba, meditaba o rezaba, (nunca he estado muy seguro que es eso que hago antes de dormirme). Le decía a Plutón: “Si algún día escribo o me dedico a la astrología y si tú no me matas, aunque seguro que no, porque mi Sol está opuesto a ti,  escribiré cosas buenas tuyas” Esa noche pacté con Plutón, sin saberlo… hoy varios años después, me toca cumplir esa promesa.
 
Mr P. (Pinion) y yo Buddies Forever
Por supuesto, estamos en abril del 2014, y tengo ya a Plutón asentado por mi ascendente, ¿Morí? Ciertamente, de alguna manera así fue, y también fue doloroso el proceso, un proceso que involucró también a mi amigo Shawn, ahora, él luego, de una convulsión fue diagnosticado con una encefalopatía metabólica y quedó catalogado como “disable” nunca según los médicos volverá a integrarse en la sociedad. Él no puede hablar, es totalmente dependiente de los demás, y yo ya ni siquiera puedo verlo pues fue enviado de vuelta a su país, a su familia. Incluso, ayer (tomando en cuenta el día que estoy escribiendo este artículo) tuvo un infarto cardíaco, pero, "we are roaches" y aquí estamos, de alguna manera, él sigue conmigo, seguro es parte de tener ya a Plutón en el ascendente y a Neptuno en tránsito en conjunción aplicativa con mi Mercurio en Piscis.  Sí, ha sido duro, pero, yo debo cumplir la promesa, hablar bien de Plutón, y lo haré ya no por cumplir mi parte del pacto, sino porque en realidad hay un Plutón del que nunca he hablado, ese Plutón liminal que algunos conocen y otros no.

Quienes me han leído desde siempre seguro recordarán notas en las que quería dinamitar a Plutón, en otras le llamaba Mr. P, lo he comparado con el vuelo del águila, con el Opus Magnum alquímico, incluso hasta con el mismo Darth Vader, pero, lo que muy pocos saben es que el aspecto más partil en mi carta natal es la oposición del Sol a mi Plutón.  Así que él es parte de mí, por eso aquel pacto de una noche de noviembre de hace unos años atrás, también era un pacto con una parte de mí mismo.  Así que hoy, a punto de que Plutón inicie su retrogradación anual te contaré de ese otro Plutón, ese del que no he hablado hasta el día de hoy.

Para empezar, sabemos que Plutón forma parte de esa tríada que han llamado planetas colectivos, o, incluso transpersonal, exteriores, mientras que los otros siete, los planetas de siempre, se le llaman personales. Yo, desde hace unos meses, he preferido separarlos en finitos e infinitos.


Sí porque desde el Sol hasta Saturno, todos estos plantean situaciones finitas, en las que todo parece girar en torno a nuestras decisiones, mientras que desde Quirón hasta Plutón, parece que los límites se expanden, quizás por eso, también, siempre me ha parecido más correcto llamarles transsaturno  porque al representar Saturno las limitaciones, al pasar al resto, el mundo y sus barreras quedan atrás, de alguna manera, Urano, Neptuno y Plutón, te liberan de las ataduras, no incluyo a Quirón, porque más bien el funge como puente entre ese mundo finito hacia el mundo infinito, desde lo posible hasta lo imposible. 

En su momento, Saturno fue el más lejano de todos los planetas, ahora lo es Plutón, de alguna manera podríamos decir que Plutón es el nuevo Saturno, pero, ¿es en realidad así? ¿Es tan maléfico Plutón como lo fue en la antigüedad Saturno?

A Saturno se le relaciona con el Karma, pero, más con la ley de la causa y el efecto, es acción reacción, si no  prestas atención a lo que haces, puede que de alguna manera termines pagando el precio de tu descuido, Saturno es la estructura ósea, rige a Capricornio, un signo de tierra y te recuerda aquello de “Polvo eres y en polvo te convertirás”, Saturno es el tiempo, así que nos recuerda que tarde o temprano nos llegará la hora y que todo termina.  En cambio, Plutón, tiene un papel kármico que va más allá de toda ley humana, de toda consecuencia relacionada con tus acciones, Plutón te recuerdas que debes de resurgir de tus cenizas, y que si algún día te llega tu tiempo aquí, igual volverás, siendo otra persona. Plutón es Hades, el guardián del Inframundo, Plutón es el regente de Escorpio, un signo profundo y misterioso, cargado de rituales de paso, de rituales escatológicos, la muerte es inevitable, pero, no es el fin, te lo dicen tanto Plutón como Escorpio y la casa 8.


Sí, el nuevo límite, el nuevo contenedor, es Plutón, pero, ya no contiene en una estructura ósea cubierta de piel, a nuestra alma encerrada en una vida sin recuerdos, en un mundo concreto. Plutón es el nuevo contenedor, pero, al igual que el Hades, del Inframundo, en él se encuentra las almas esperando su momento de regresar, de aprender, de enseñar.  Ese es el otro Plutón, el infinito Plutón, el que te hace entender que nada acaba que todo continúa, que el fin siempre es un principio, y que todos estamos unidos  de una u otra forma con un todo que necesita de cada uno de nosotros. Te hablo de este Plutón, porque en su fase retrógrada, Plutón es más Plutón, nuestra alma se arriesga a recordar, nuestro cuerpo ya no le quiere sostener y debemos dejar que esto ocurra, hay una separación, una ruptura que tarde o temprano ocurrirá y es esa. No te hablo de Muerte te hablo de transformación, no te hablo de tristeza te hablo de serenidad.  No te hablo de abandono, te hablo de liberación.

Sí, la Liberación te hace conocer a ese otro Plutón, el de los milagros, el de las transformaciones, pero, si quieres conocer su poder tienes que soltar, dejar que lo inevitable suceda, al soltar,  esa parte etérea que llamamos alma abre los ojos, y ya el mundo no es tan tangible, tan material, ya tú tampoco lo eres, conoces tu camino, pero, ya no se trata de ser el mejor, de sobresalir, se trata de ser feliz, de disfrutar el día a día, de ayudar a otros a encontrarse a sí mismos, de entender que la soledad por más crónica que pareciera ser en tu vida, es pasajera, que todos estamos unidos en un nivel inefable de intimidad.

Volviendo a mi amigo, por supuesto, como cualquier otra persona, me pregunto: ¿Cómo terminará su historia? Igual, de la misma forma en que terminará la mía, un día ya no estará, un día su alma volverá a casa como su cuerpo lo hizo hace unos días atrás. Un día estaremos juntos y quizás suene aquella vieja canción de Bryan Ferry y Roxy Music: “More than this, there is nothing” Sí porque más allá de Plutón ya no queda nada, tan solo volver a empezar y esta vez realmente desde cero.

Y esta canción en la versión que me gusta más, la original....

El Opus Magnum: Plutón Rx en Capricornio


El sueño del Alquimista, del Plomo al Oro, de la Gard Gallery


“Ardua tarea es penetrar en las cualidades reales de cada cosa”

Demócrito, siglo VIII a.C.




Una vez, como suele ser cada año Mr. P. (forma coloquial como designo a Plutón) iniciará su retrogradación. Pero, como diría un amigo: ¿No es qué este tipo siempre está en retrogradación?...hmmm, sabes de una u otra forma mi amigo tiene razón, pareciera que Plutón trabaja con mayor intensidad cuando está Rx (retrógrado) se vuelve más plutoniano (si es que se puede), compulsivo, posesivo, y nos resulta a todos más fácil mantener el enfoque en nuestras vidas, de hecho, cuando nos encontramos con personas en cuyas cartas astrales Plutón se encuentra rx, nos encontramos personas con una gran capacidad de concentración, de procesar la información, de ir mucho más allá. Estas personas tienen una inmensa capacidad de supervivencia, se sobrepone de situaciones que para cualquier otro ser humano, podrían ser el fin de su existencia. Así que un poco de esas cualidades serán las que nos otorgará esta retrogradación plutoniana.

El paso de Plutón por un signo lleva años y en esta oportunidad Plutón se encuentra transitando por el signo cardinal de Capricornio desde el 2008 y finalizará su estadía en él hasta el 2023. Plutón es un planeta lento y se le relaciona con los planos colectivos, no es un planeta que nos involucra con los asuntos personales, por el contrario, trae a nuestra vida asuntos mundiales y de interés universal para que los integremos en nuestra vida. A Plutón lo relacionamos con sustantivos como regeneración, destrucción, transformación y depuración, así que durante estos próximos 15 años este planeta (utilizo planeta indiferentemente de las terminaciones acuñadas por los astrónomos, manteniéndome fiel al vocablo original que significa “errante”) ira depurando al signo de Capricornio hasta que logre recuperar su esencia primigenia. Esto desde el punto de nuestras cartas astrales, significa que durante este tránsito Plutón irá transformando de forma lenta pero intensa, las áreas de nuestra vida (o casas) en la que se encuentren los 30 grados de la rueda zodiacal que corresponden a este signo de tierra.

Como profesor Mr. P. es el más temido, nadie quiere llevar cursos con él, porque sabe que las materias que imparten no son nada fácil. Plutón no es el carismático director (posiblemente Júpiter) ni la bella y sexy Venus. Plutón en su materia te pide que te involucres y que si tienes que cambiar todo para sobrevivir a sus cursos, que no lo pienses dos veces y lo hagas. Cuando Plutón se encuentra en su movimiento directo es por decirlo de alguna forma cuando este catedrático imparte la teoría, pero cuando inicia su fase retrógrada es cuando nos evalúa con detenimiento, en esta fase es cuando debemos aplicar todos los conocimientos que nos enseño previamente.

Para entender bien lo que quiero explicarte, primero quiero recordarte que esto de moverse hacia atrás, no es algo que en realidad le ocurra a los planetas, pues físicamente es imposible, sin embargo, de vez en cuando desde nuestra perspectiva (desde la Tierra) la dirección en la que el planeta se mueve, cambia, pero esto, no es más que un engaño visual. Desde un punto de vista psicológico, ese movimiento retrógrado tiene como finalidad dirigir nuestra atención hacia nuestro interior, la introspección es común durante esta fase, pues aquí lo importante es dirigir la mirada hacia toda esa actividad que ocurre en nuestra psique, investigar esos patrones psicológicos o emocionales que controlan nuestro cuerpo físico, también es una de las tantas misiones de este tránsito plutoniano. Es muy normal que durante este tránsito, sintamos la presión de eliminar por completo todo lo viejo, lo que ya no sirve, lo que está desactualizado y que ya no puede salvarse de nuestras vidas debe ser eliminado, de la misma forma con la que eliminamos archivos en nuestra computadora. Plutón Rx nos pide de una forma nada sutil una limpieza total de nuestras vidas. Algunos astrólogos consideran que cuando Plutón se encuentra en su retrogradación, es cuando debemos tomar las riendas y el control total de nuestra vida personal y que cuando se encuentra en directo es más apto para el control de nuestra vida personal y financiera.Plutón permanece en retrogradación 5 meses aproximadamente cada año.

Debemos recordar antes que nada que en Capricornio Plutón se encuentra en un signo de tierra, y es también un signo cardinal, por lo que siempre va hacia adelante y por ser de tierra, su meta es alcanzar la cima, la parte más alta de la montaña. Capricornio es la piedra solida que sostiene las grandes edificaciones, aquellas que se alzan desafiando la fuerza de la gravedad. Capricornio es un signo perseverante y realista, para él sólo existe lo visible, y sabe muy bien que el dinero no crece en los árboles. Capricornio es un signo ambicioso e incluso sus defectos más conocidos son la codicia y la avaricia. Desde un punto de vista mundial Capricornio simboliza, los gobiernos, el viejo esquema, la religión como institución y el poder del dinero.

Así que al unificar los conceptos tenemos que Plutón Rx en Capricornio, va directo a nuestras bases, a comprobar que tan sólida es, que tan resistente es nuestra estructura, nos cuestionará nuestras creencias, nuestra disciplina, nuestros principios morales. Esto no suena nada mal, sin embargo, debes tener presente que si Plutón encuentra una falla, siempre preferirá derribar todo y empezar de cero. Plutón no es de remodelar, es de reconstruir.

Pero, tampoco debes temer, pues Mr. P aunque es exigente siempre vela por que tú aprendas, y valores lo que tienes. Este profesor planetario lo que busca es que puedas como los antiguos alquimistas transformar el plomo (un metal saturniano y por tal capricorniano) en oro. Este proceso de depuración no era sencillo, o al menos no lo indica así los antiguos tratados de alquimia, involucraba una serie de pasos, el siguiente cada vez más complejo que el anterior, no sé sabe con certeza si alguno de estos alquimistas lo logró, pero si sabemos en la actualidad que gracias a su insaciable búsqueda, la Química y la Metalurgia surgieron..

El Opus Magnum, la obra maestra, así se le conocía a este proceso alquímico, en el que el plomo se transformaba en Oro, y así también se llama esta nota, pues estoy seguro que con esta retrogradación de Plutón lo que lograremos es eliminar nuestros miedos y todo lo que nos viene oprimiendo nuestro corazón, para que él brille, para que nuestro “yo verdadero” lo ilumine todo, como lo hace el oro sólido.



Publicado en mi sitio de facebook por primera vez el 13 de abril 2011:
Plutón rx en Capricornio 2011

lunes, 17 de marzo de 2014

Mercurio en Piscis 2014: “Una breve historia de fantasmitas”





“Yo también... ¡Sí! Yo tengo - ¿Por qué no confesarlo? - un pequeño fantasma, un duende de familia.”


Oliverio Girondo



Érase una vez un niño que era un poco diferente a los demás, sabía demasiado, pero, le gustaba pasar inadvertido, pensaba sus sentimientos y sentía su pensar…. Se le veía solo todo el tiempo y a sus padres esto le preocupaba, ellos tenían miedo que él tuviera alguna especie de trastorno físico, psicológico o emocional, el niño tan sólo tenía 5 años y era muy diferente a todos los demás. Un día de verano, mientras todos los demás niños jugaban bajo el Sol, el parecía hablar con alguien junto a un árbol, su madre que ya estaba pensando lo peor, fue junto a él y le preguntó: ¿Con quién hablas mi niño? Y él contestó: Con mi padrino…. Ella sintió en ese momento un escalofrío y recordó que el padrino del niño había muerto exactamente hacía un año ese día, el niño no tenía por qué saber esa fecha con precisión. “Sí y dice que no te olvides de él en un día como hoy”…. Este evento, cambio un poco la noción de lo que su madre pensaba de su hijo. Al tiempo, el niño mientras cenaban, le dijo a su Padre, “al abuelo le encantó este flan de coco, dice que es su favorito…” El chico de esta historia, ya no es tan chico, y en su haber tiene ya muchas historias de fantasmitas por contar, y si piensas que está internado en un manicomio, te diré que no, me ha dicho que a veces se siente incomprendido, excepto claro, por sus viejos amigos.


Ahora bien te preguntarás por qué te narro una breve historia como esta, te seré franco, porque he hablado tanto de Mercurio en Piscis durante estos 4 años, que hoy quisiera darte un enfoque diferente, igual Mercurio en Piscis, sigue siendo el juglar de siempre, sabrá darte un poesía cuando menos lo esperes, te cantará una canción que te hará recordar un momento entrañable de tu vida, te dará señales, te advertirá de los peligros y por supuesto, será quizás de todos los mercurios el más despistado de todos, porque simplemente, su mundo no es este mundo.  El niño de esta historia tiene en su carta natal un Mercurio en Piscis, ¡Obviamente! De ahí que lo recordé, y también hago mención de él, porque muchos de los nativos de Mercurio en Piscis, posiblemente se sientan identificados con esta historia.

Pero, veamos ahora, entremos en los detalles técnicos de Mercurio y por supuesto de Mercurio en Piscis, esto, porque como ya sabrán este lunes 17 de marzo volverá a Piscis, luego de un regreso a Acuario en su fase retrógrada y estará ahí esta el 8 de abril cuando inicie una vez más un nuevo ciclo zodiacal en Aries.

Mercurio es el planeta más cercano al Sol, también es el más veloz de todos. Estas dos cualidades me hacen afirmar con total seguridad que Mercurio es de los tres planetas personales, el planeta con un efecto más inmediato en nuestro diario vivir, por decirlo de alguna manera, Mercurio es entonces el más personal de los planetas personales.

Los planetas personales, por si no lo sabías, son aquellos que trabajan directamente sobre los designios de nuestros Sol y Luna, también son los planetas más cercanos a nuestro planeta. Mercurio, Marte y Venus son los integrantes de este grupo. Marte el fiero guerrero es el protector de nuestros intereses, Venus la despampanante diosa, cuida de nuestro físico, le da forma a nuestros deseos y por supuesto nos da ese toque magnético que necesitamos para atraer lo buscado. Mercurio, por su parte, es quien tiene a cargo hacer llegar nuestros deseos hacia los demás planetas, es por eso, además del mensajero, el mago cuyo poder es moldear la realidad. Mercurio es el puente entre muchos mundos, de ahí que en Piscis, El mundo con el que conecta es el mundo de lo irreal, lo invisible, la fantasía, de lo que no está aquí sino un poquito más allá. Mercurio está en detrimento o en exilio en Piscis, se encuentra en una posición en donde la razón no es de gran utilidad, Piscis es como sabemos el signo opuesto a Virgo, signo regido por Mercurio.

Mercurio en Piscis, se aleja de la realidad, de los números, de las estadísticas, del orden, de la rutina, ve una mariposa y la persigue, no le importa si usa calcetines de diferente color, no le importa, su mundo, no es este mundo, su mundo es la fantasía, los sueños, puede que parezca un poco esquizoide ante los demás, pareciera de repente que habla solo, pero, seguro que todas las tamografías saldrán limpias. Sí, esa fascinación por lo invisible, es lo que se despierta cuando Mercurio transita Piscis. Mercurio es la percepción y en Piscis la percepción se afina a niveles tan sublimes, que si no tienes un ancla en planetas de tierra puede ser que te hundas y naufragues en ese mundo oceánico, en dónde arriba es abajo, abajo adentro es afuera.


Hablar del paso de Mercurio por Piscis, es hablar de dos conjunciones muy importantes  y a las que siempre hemos de prestar mucha atención. La primera de ellas, será la conjunción con Neptuno, dueño y señor de Piscis, esta conjunción ocurrirá el 23 de marzo y tiene un componente “Psy” (para no llamarlo espiritista) muy profundo, telepatía, estados alterados de la conciencia, diría el famoso psiquiatra Stasnilav Groff uno de los fundadores de eso que llamamos hoy psicología transpersonal. Lo invisible se hace visible, y los rastros de ectoplasma son casi vistos ante los ojos de todos. Sí, la alucinación pisciana, el vínculo con la realidad se puede fundir y desde otra dimensión puede que recibas la respuesta que tanto ansías conocer. La segunda conjunción ocurrirá unos días después (29 de marzo) cuando Mercurio en Piscis se encuentre en conjunción con Quirón en Piscis, el conocimiento que se genera entre Mercurio y el Mester Centauro ambos en Piscis, puede ser la apertura mental para que aceptes las cosas como son y no como tú crees que han de ser. Estas dos conjunciones como todo lo que ocurre en Piscis serán trascendentes, siempre y cuando no les temas, si tu planetarium natal tiende a lo pragmático, es probable que estas conjunciones y el general el tránsito de Mercurio en Piscis, te resulte caótico, chocante y agotador, sí ese es tu caso, recuerdo, que Piscis, es también el signo del descanso, lo relacionamos con los sueños, pero, también es la acción de dormir, si tu mente se ve alterada durante estas semanas, entonces, trata de descansar, dormir más y así dejar que Mercurio se entretenga en tu mundo onírico.
Nadie me quiere de amigo

Así, que finalmente, te diré que si quieres aprovechar al máximo este Mercurio entonces déjate llevar por tu intuición, si conoces alguna mancia, entonces desempolva el viejo tarot, y hazle unas cuantas preguntas, si te gusta la poesía, si te gusta expresarte a través de un lenguaje que no es sonoro, sino más bien visual o sensorial, hazlo, afina tu guitarra y canta, pinta y baila, pero, sobre todo, si eres una persona que nació con Mercurio en Piscis, disfruta de todas tus facultades y aprovéchalas, que al niño de la historia inicial no le ha ido tan mal con toda esa sensibilidad. Y claro, también a ti, que no eres un mercurio en Piscis, pero, que seguro conoces a más de uno, te diré, que no los trates de entender, tan solo acéptalos, sin preguntas ni cuestionamientos, que la aceptación es lo que hace siempre feliz a cualquier persona con un planeta en Piscis.

¡Bienvenido Mercurio a Piscis!








viernes, 14 de marzo de 2014

Caos y Mariposa: Luna Llena en Virgo 2014



Este domingo presenciaremos el último plenilunio de este ciclo lunar. El Sol continua su tránsito por los últimos grados del soñador, acuático y a veces escurridizo Piscis, no sabemos si vivimos o soñamos, y por eso, quizás, antes de que llegue el equinoccio y con él un nuevo año zodiacal, la última luna llena antes del novilunio ariano, es en Virgo, un signo de Tierra, que nos dirá con exactitud si soñamos o esto es real.

Esta luna llena ocurre a los 26º02` del eje Piscis-Virgo, y como sabemos, los plenilunios son marcadores de los finales, es el momento de concluir, pero, ¿Qué debemos concluir y cómo hemos de hacerlo? Para esos debemos analizar el contexto en el que se manifiesta esta oposición entre el Sol en Piscis y la Luna en Virgo, es importante, también cuál es ese punto en común entre estos dos signos tan dispares en un inicio, pero, tan complementarios y por supuesto, que está tramando el pequeño Mercurio regente de este plenilunio. Así que manos a la obra!, vamos a resolver este misterio!


El contexto astrológico, creo que ya todos los sabemos en el firmamento, tenemos representantes planetarios en los cuatro signos cardinales, cada uno tratando de ganar una contienda que muchos aun no tienen claro, propiamente cuál es. Marzo va moviéndose más rápido de lo que esperaríamos, y abril será el mes en el cual una vez más tendremos una Cruz Cósmica.  Sin embargo, aunque este es el panorama con mayor presencia, ni el Sol en Piscis ni la Luna en Virgo forman ningún aspecto directo con los planetas que ya están en T cuadrada (Júpiter en Cáncer, Plutón en Capricornio, Urano en Aries) 

Sin la T cuadrada esto es lo que nos muestra la luna llena

Sin embargo, si están en contacto con Marte retrógrado en Libra, de hecho Marte se encuentra también a 26 grados, son aspectos realmente muy exactos y partiles. El Sol en Piscis estará en quincuncio con Marte rx en Libra mientras la luna estará en semisextil con el planeta rojo. Son aspectos que no todos considerarían pero, por su exactitud, su reiteración en el grado 26, no podemos dejarlo de lado, el semisextil genera una promesa, emocionalmente existe un compromiso a no dejarnos amedrentar por nadie, el semisextil es mucha veces eso un acuerdo, de los aspectos menores es el más notorio, pero, el sentido realmente lo entenderemos cuando se llegue al siguiente aspecto entre la Luna y Marte, los semisextiles, se convierten como sabrán en sextiles o conjunción. En este caso, esta luna llena estará ligada con el eclipse lunar de la semana santa, pues La luna en Libra estará muy cerca de la conjunción con Marte en ese día; así, vemos que la última luna llena de este ciclo esta únida al primer eclipse del siguiente ciclo. Ahora en cuanto al quincuncio entre el Sol en Piscis y Marte rx en Libra, este es un aspecto, que nos pide contener las emociones, manejar mejor lo invisible y decirnos y otra vez, existe el equilibrio, existe el equilibrio! Como todo quincuncio, uno de los dos cuerpos celestes tendrá que ceder, en este caso, el Sol se mueve más rápido, así que debemos ceder un poco y no dejarnos llevar tanto por la fantasía.  Esta luna llena también forma otros aspectos, por supuesto, no tan exactos pero, igual muy válidos, el primero de ellos, un sextil con Saturno rx en Escorpio por parte de la Luna en Virgo y por parte del Sol en Piscis sería un trígono, Saturno se encuentra a 23º Escorpio. Esta descripción es la de una configuración como Escuadra o Media Cometa, una configuración un tanto inestable, positiva pero, inestable, tienes que observar muy bien a tu alrededor y como quien la arma es Saturno en Escorpio y en su fase retrógrada, debemos ser aún más cuidadosos, mirar incluso en las áreas más oscuras, y recordar que la realidad y la verdad no son necesariamente lo mismo. Esta media cometa se convertiría en una cometa completa si existiera algún planeta en el tercer signo de agua, en Cáncer y en la vecindad de los 22-27 grados, así que si tienes algún planeta en esos grados cancerianos, esta luna llena será muy provechosa para ti, te ayudará a concretar y no cometer los mismos errores. El otro aspecto es un aspecto menor, se trata de un semisextil entre Mercurio en Acuario y el Sol en Piscis y un quincuncio con la Luna en Virgo. Es un aspecto a tomar en consideración, porque precisamente es Mercurio quien rige a Virgo (dispositor) signo en el cual ocurre el plenilunio. Así que de alguna manera este plenilunio nos habla de la comunicación masiva y de la libre expresión de los pueblos (temas acuarianos) al igual que el semisextil Luna-Marte, este semisextil Mercurio-Sol, nos promete un cambio en la próxima conjunción del Sol con Mercurio, en abril, en ambos en el signo de Tauro, un signo de tierra, y testarudo, pero, eso ya lo veremos cuando llegue el 26 de abril día de esa conjunción. La luna en quincuncio con Mercurio nos habla de la posibilidad de hablar y criticar mucho y no llegar a nada.

Vemos entonces, que esta última luna llena, nos mueve hacia el próximo mes, el equilibrio, el orden, y la libertad parece ser temas pendientes que se retomarán, “curiosamente” también son temas que se activarán conforme la Cruz Cósmica gane otra vez su protagonismo.

No obstante, debemos completar el mensaje de este plenilunio, y para eso veamos propiamente la relación de los opuestos, de este Sol en Piscis y de esta Luna en Virgo….

Piscis, va por la totalidad, se hunde en el océano existencial, contacta desde ahí con el infinito, Virgo, al contrario busca lo concreto, es lo especifico, es un signo mercurial y le gusta clasificar, dar nombre a las cosas. Uno es caos, el otro es orden. Y es ahí donde surgen todas las discrepancias con estos dos signos. Es ciencia y es religión, y está claro, porque está claro, que la mayoría de los científicos consideran que es la entropía (el desorden) la que gobierna el Universo y los religiosos, hablan del Orden Divino.. ¡Dónde está el orden, está Dios, me solían decir en la primaria! Caos y Orden, eso es Piscis y Virgo. Es el humano y es Dios.  Piscis es intuición, psiquismo, mediumnidad pura, mientras que Virgo, son fórmulas matemáticas, estadísticas e hipótesis.

Lo curioso y es ahí donde empezamos a encontrar ese punto en común, es que el desorden, la entropía, el caos, se puede explicar con complejas ecuaciones matemáticas, incluso se le llama, la Teoría del Caos. “Una pequeña variación lo puede cambiar todo” básicamente esa es la consigna de esta teoría. Esa falla, es ahí en donde siempre se enfoca Virgo, por el mínimo error, podemos terminar pagando un precio muy caro.

Este Plenilunio nos habla de detalles, de hecho, viste todos esos aspectos, esos son detalles, debemos vigilar cada uno de ellos, porque un descuido, y el caos se desata, pero, es o no el caos, ¿igual parte del Plan?  La Luna en Virgo, por supuesto, nos ayudará a tomar decisiones, a concretar, pero, no debemos caer en esa paranoia, de insistir e insistir, algunas veces no todo tiene respuesta, y no queda más que dejar que todo fluya.  Igual, no podemos tener el control de todas las variantes.

Dentro de la teoría del Caos, se habla del efecto mariposa, como una simple mariposa, puede cambiar el clima en otro lugar con su aleteo. Sí, la paradoja es esa que incluso hay detalles, que son demasiado micro para poder controlarlos, pero, que al final, lo cambia todo, esta luna llena en Virgo, nos recuerda eso, que quizás se nos escaparon más de una mariposa en el 2013 y que nuestro ambiente cambio, por ese descuido, pero, la luna en Virgo, en especial por su contacto con Marte y Saturno nos dice, vive el presente, y continua luchando, cuida tu salud, cuida de ti, porque tú solo puedes responder por ti mismo, no por mariposas que vuelan sin control.