Google+

miércoles, 23 de julio de 2014

Guardián de la noche: Marte en Escorpio



“Soy la espada en la oscuridad. Soy el vigilante del Muro. Soy el fuego que arde contra el frío, la luz que trae el amanecer, el cuerno que despierta a los durmientes, el escudo que defiende los reinos de los hombres” 

Extracto del juramento de la Guardia de la Noche
Juego de Tronos,
 pág 506George R.R. Martín 


No sé si podrán captar la emoción tan fuerte que es para mí, un ariano de Sol y de Luna, hablar de un tránsito de Marte. Pero, intentaré plasmar todo eso que siento cuando veo que mi padre planetario ha abandonado mi signo opuesto. Sí, por fin, este viernes 25 de julio el planeta rojo dejará atrás el signo de Libra y descenderá al inframundo, al recinto del escorpión, la tierra de los dragones y el Ave Fénix. Su estancia por este signo tripartita durará hasta el 13 de septiembre cuando galope a toda velocidad por las praderas de los centauros.

El mundo acuático de este signo no le es desconocido a Marte, de hecho él fue el regente de Escorpio hasta el año 1930, cuando se descubrió a Plutón su regente actual. Marte es la representación más pura de la energía Yang, la energía masculina, Marte es la adrenalina, la testosterona, el sudor que se desata cada vez que tenemos que enfrentar una situación difícil y problemática. Marte es entonces el planeta de la acción, de la iniciativa, el coraje, la vitalidad y los instintos. Es el planeta más impulsivo de todos, es la guerra pero no la táctica.

 

Marte en Escorpio es inquisidor, la verdad debe salir a flote, sin importar las consecuencias, Escorpio sabe lidiar con el dolor, y no le teme. Marte en este signo es mucho más intuitivo y extremista. El amor es intenso y se convierte muchas veces en un juego de poder y control. La línea divisoria entre el Odio y el Amor se vuelve aún más fina.

Escorpio es actualmente el domicilio nocturno de Marte, mientras que Aries es el diurno. La lucha por sobrevivir y el instinto primario, así como la fuerte energía masculina de Marte se intensifica en Escorpio. Ese lado oscuro y misterioso que siempre relacionamos con la noche le confiera a este Marte cualidades intensas y hasta dramáticas, la muerte deja de importar, deja de ser un obstáculo porque para este Marte escorpiónico es la Verdad lo que importa más que la vida misma. La fortaleza de este Marte radica en la falta de temor de ir a los extremos, de llegar sin importar las consecuencias al centro neuronal de toda acción, con este Marte aquella tan conocida frase de Nietszche: “ Lo que no me mata, me fortalece” cobra aún más sentido en nuestras vidas.

Pero, Escorpio es un signo tripartito, no es sólo el arácnido de la temible ponzoña, es también el dragón, animal mítico, ligado a la caballería, al honor y la nobleza, también es el águila, es el fénix que resurge de sus cenizas y cuando pienso en todos estos elementos, dragones, oscuridad, caballeros, recuerdo las novelas de George R.R. Martin, la saga de “Canción de Hielo y Fuego” las cuales por cierto se han vuelto muy populares gracias a la serie de HBO “Games of Thrones (Juego de Tronos)”Marte en Escorpio, me recuerda a la Guardia de la Noche, los vigilantes del muro, aquellos caballeros que visten de riguroso negro, protectores del Muro de Hielo, el Límite entre el mundo conocido y civilizado del lejano Norte, el mundo de los espectros, el mundo de los Otros. El Guardián de la noche es como este Marte escorpiónico, tiene una misión, es defenderte de ti mismo, de tu oscuridad, de tus sombras y de tus enemigos declarados, recuerda Escorpio es quién rige originalmente, la casa 8 astrológica, el mundo de tus Némesis y de tu sombra. Marte te mencionaba al principio no es precisamente el planeta de la estrategia, sin embargo, Escorpio, si es un signo cargado de esta cualidad. Por eso, si recuerdas en todo momento que Marte es un planeta interior, es el guardaespaldas de tu Sol y dejas que él te ayude a descubrir o en algunos casos a redescubrir tu fuerza interior, tu autocontrol, tu verdadero coraje, puede ser transformador en tu vida. No se trata de vencer el miedo se trata de modificar su polaridad. Tampoco se trata de ser mártires con el dolor, se trata de decisiones, de aprendizaje. No puede existir luz sin la oscuridad es la máxima escorpiónica y Marte te ayudará a que puedas encontrar la luz dentro de la oscuridad.


El inframundo escorpiónico viene a nosotros, viene para que trascendamos, aprendamos a vivir con intensidad y es por esa razón que necesitamos entrenar primero con Marte, es por eso que necesitamos ese impulso vital, esa adrenalina, Marte en Escorpio será entonces la espada en la oscuridad, será nuestra mejor defensa y será también el guerrero que nos guía más allá de las murallas, Marte en Escorpio será simplemente “El mejor Guardián de la noche”.


sábado, 31 de mayo de 2014

Eris, la hermana gemela del dios de la guerra


Eris, la diosa de la discordia, un nuevo planeta más allá de Plutón, se encuentra transitando desde ya casi 100 años por el signo de Aries, un signo regido por Marte. Lo cual me ha hecho recordar un par de historias o más bien datos mitológicos de esta diosa.

La mitología griega es a veces un tanto confusa le da en ocasiones el mismo nombre a dos entidades muy diferentes y una de ellas es Eris otro es Eros.
 
Eris como el Caos Universal
En un principio narran como Eris es la fuerza destructora, es el caos, mientras que Eros, es la poderosa fuerza natural que todo lo une y en este increíble juego de “unión-desunión” es como todo fue formado. Luego más adelante, vemos como Eros, es el hijo de Afrodita y Eris, la hermana gemela de Ares, el dios de la guerra.

Pero antes de detenerme en esta hermana de Ares, quisiera recordar el concepto que Hesíodo un antiguo poeta griego, tenía acerca de la Discordia, el poder que Eris ejercía entre los hombres. Él, mencionaba dos tipos de discordia, una muy censurable y otra que podía ser muy útil. Cuando analizo estos conceptos, me parece que para él, la discordia, es sinónimo de envidia. 

La Eris disruptiva de hesiodo un poco parecida a la Envidia
Hesíodo, narra que la discordia positiva es aquella que genera en nosotros el deseo de llegar a tener lo que otros tienen, es el impulso que nos hace trabajar para llegar a obtener lo que tanto anhelamos de nuestro vecino, amigo, o incluso del enemigo. Mientras que la discordia negativa, es destructiva, porque genera en nosotros en lugar de un deseo de igualdad hacia arriba, uno de igualdad hacia abajo, algo así como: “si yo no tengo lo que tú tienes, nadie lo tendrá” es el deseo de destruir lo que otros poseen, porque simplemente en apariencia está muy lejos de nuestro alcance, se convierte en ese monstruo verde del Otello shakespeariano.

Ahora sí, de vuelta con Eris, la hermana gemela de Ares (Marte), narran que Ares además de salir al campo de batalla con sus dos hijos, Fobos (miedo) y Deimos (terror) siempre buscaba la compañía de Eris, su hermana favorita. Eris, por supuesto insitaba  a los soldados a luchar. Lo cual resulta muy lógico,  pues siempre todo aquello que empieza como discordia terminará en guerra.
 
Eris y Ares.. Qué par !

Eris, como a todo nuevo planeta, no se le ha asignado la regencia de ningún signo, sin embargo, es muy natural creer que en el signo de su hermano gemelo, se sentirá como en casa. Sí, Eris en Aries, se encuentra en una posición muy cómoda. Eris se alimenta del fuego, y el deseo de luchar típico de este signo regido por Marte. Eris en su fase más noble, buscará la igualdad de oportunidades, pero en su fase más siniestra tratará de diseminar el odio y la discordia. Eris, no es la venganza per se, porque para eso tenemos otra diosa: Némesis. Pero, de Eris, tampoco podemos esperar que se comporte como una niña educada, siendo la hermana del dios de la guerra, esperamos que siempre esté metida en enredos, y de hecho, en eso nunca nos decepcionará. Si no que lo diga cualquier persona con el Sol o la luna ariana en conjunción con Eris.


viernes, 30 de mayo de 2014

Kallisti: ¡A la más hermosa!



Desde hace unos años atrás, en especial el 2008, empecé a darle una especie de seguimiento a Eris, de hecho, había captado mi atención desde el momento que por su culpa Plutón, el de la astronomía y no de la astrología, fue colocado en una especie de degradación, pues fue por culpa de Eris, que se creó una nueva clasificación la de “Planeta Enano” y en ella quedó relegada Eris junto con Plutón.

Eris tuvo una especie de boom en la astrología y al poco tiempo se empezaron conocer efemérides de su posición y algunos astrólogos empezamos a hacer nuestras investigaciones, a ver que tanto coincidia en las cartas astrales su significado arquetípico, porque Eris tiene mucho peso, dentro de la mitología, su rol más conocido es como la diosa de la Discordia. Eris incluso es el nombre griego, su versión romana es simplemente: DISCORDIA.

De todos esos análisis escribí algunas notas que milagrosamente sobrevivieron a mi ataque compulsivo del 2010, cuando Saturno se opuso a mi Sol al mismo tiempo que Plutón le hacía cuadratura y yo eliminé muchos artículos de mi computadora


Pero, ¿quién es esta nueva diosa?, y ¿Cómo podemos interpretar su localización en nuestras cartas astrales?  Hoy, no pienso contestar esas dos preguntas, sin embargo, quisiera hacerte recordar la historia de la mitología griega por la que es más conocida Eris y así empezar un viaje por este mundo tan discordante de Eris.

En ella se narra como Eris incitó  la Guerra de Troya y describe muy bien el porqué de su reputación instigadora de la discordia. 

“ Eris no fue invitada  a las fiestas nupciales de Peleo y Tetis, él, el rey de Egina, ella una nereida (ninfa  marina), Por supuesto, este descuido provocó en la diosa, el enojo. Así, que de todas formas osó presentarse en el banquete y lanzó una manzana de oro, con la inscripción: Kallisti, que en griego, viene siendo algo, así, como “¡para la más hermosa!”


Por supuesto, todas las diosas invitadas se pelearon por ser dueñas de tan magnífico fruto, pero de todas ellas, sólo tres quedaron hasta el final. Hera (Juno, un asteroide), Atenea (Palas, otro asteroide) y Afrodita (Venus, un planeta). Estas diosas, seguían deseosas de saber a quién pertenecía la manzana dorada, y por tal razón solicitaron al mismo Zeus, que decidiera. 

Zeus, no obstante, actúo de forma esquiva, o sabia (dependiendo de tu punto de vista) y rechazó ser el juez de tan difícil cuestionamiento, y en cambio dirigió la atención hacia el joven Paris, hijo abandonado del rey de Troya.
Las tres poderosas diosas se presentaron ante Paris con la manzana de la discordia, y le pidieron que decidiera cual de las tres era la más hermosa, y por ende dueña del preciado fruto. En secreto, cada una de ellas intento influir en el veredicto, Hera le prometió poder político y gran renombre, Atenea, la victoria en cualquier guerra. Pero, Afrodita, simplemente, le ofreció a la mujer más bella de la Tierra. Y como es de esperarse, de un joven en una edad en la que testosterona ebulle sin control, Paris se decidió a favor de la diosa del Amor. 

En algunas versiones de esta historia, se sospecha que Paris creyó que gozaría de los placeres carnales de la misma Afrodita, sin embargo, queda claro, que la diosa, le había ofrecido la mujer más hermosa y ella era más que una mujer. Era evidentemente, una diosa del Olimpo. 


Afrodita, no obstante, cumplió su palabra, y manipuló todas las circunstancias para que el joven París, reclamará su tan preciado trofeo: La bellísima Helena de Esparta, pero ella, la más bella de las mujeres sobre la faz de la Tierra, no era una mujer soltera, estaba casada con el rey Menelao.

Paris llega a Esparta, seduce a la reina con ayuda de Afrodita, y la rapta y lleva a Troya, mientras Menalao se encontraba en Creta.  Y  es así como se inicia la famosa Guerra de Troya”

¡Kallisti!, ¡A la más hermosa!... Una expresión que ha sobrevivido por milenios, es el vocablo griego, con los que todos relacionamos a Eris, la diosa de la discordia.



miércoles, 28 de mayo de 2014

Exclusión, dolor y la falta de contención: Luna-Quirón



Aunque quisiéramos ver a Quirón como el maestro, y analizarlo solo en nuestras cartas como ese punto en donde la vocación se manifiesta con mayor fuerza. Quirón desafortunadamente es la herida, esa herida que nunca termina de cerrarse, es nos guste o no, ese punto en donde nuestra naturaleza cambia y nos hace sentirnos culpables de un error, del cual por más que intentamos entender no lo logramos.

Quirón se encuentra entre Saturno, el último planeta visible al ojo humano y Urano el primero de los que necesitan una ayuda extra para ser visto desde la Tierra. Es fácil entender porque Quirón se convierte entonces en una especie de puente entre el mundo visible y el de lo no visible.  Quirón además muestra una órbita muy excéntrica, lo cual le confiera la posibilidad a veces de estar más cerca de Urano o a veces más cerca de Saturno, dentro de esas excentricidades de Quirón también puedo mencionarte que desde el año 1952 hasta 1989 Quirón se opuso a Urano de forma exacta 41 veces. De ahí que suele ser tan común encontrarnos con personas que llevan esa impronta en sus cartas natales, sin embargo, Quirón no solo tiene esa naturaleza rara, extraña y fuera de lo común tan típica de Urano, sino también en su naturaleza habrá un fuerte componente de Saturno. De hecho, en solo mitad del siglo pasado Quirón se opuso 26 veces a Saturno, de ahí que el dolor, el miedo y la soledad, sean temas que también suelen salir a la superficie cuando analizamos a nuestro Quirón natal.


Es ese Quirón, el saturnino, el que posiblemente se observa más en los contactos Quirón-Luna, sin entrar en pormenores relacionados con la mitología de Quirón, debemos recordar que este centauro es hijo bastardo de Cronos (Saturno) y Filira. Quirón al nacer fue rechazado tanto por su padre como por su madre y vemos ya ahí la típica energía de una luna-saturno que se verá reflejada en estos contactos Luna-Quirón, por supuestos, los aspectos más tensos (conjunción, oposición, cuadratura y quincuncio) serán los que generarán más líos existenciales.

Quirón muchas veces, en especial en todos esos años previos a su primer retorno (el cual ocurre alrededor de los 50 años) se comporta como una grieta, que cambia la naturaleza del planeta en el que está en contacto, pensaríamos que entonces un Júpiter cuadratura Quirón es un Júpiter bastante desprovisto de la naturaleza optimista de este gran planeta. O que un Marte-Quirón generará algún problema con la vitalidad, y el deseo de luchar, sería una especie de guerrero temeroso e incluso cobarde. Por supuesto, con Quirón, podemos encontrar la trascendencia y lo que son nuestros defectos se conviertan en algún momento (con el asesoramiento adecuado) en nuestras virtudes, pero, hoy, tan solo quisiera nombrar a grandes rasgos lo que ocurre cuando Quirón y la Luna se encuentran.

 ¿Por qué la Luna y no el Sol? Porque a lo largo de mis investigaciones he notado una incidencia repetitiva en temas relacionados más con la herida en los aspectos Quirón-Luna y no tanto con los aspectos Quirón-Sol, claro, debemos tener en cuenta que el Maestro Quirón lo era de jóvenes gallardos y esto no es más que una simbología del Sol, y quien entrenó y el único que resguardo a Quirón de la adversidad fue el mismo dios Apolo, dios que sabemos relacionamos con el Sol, así que entre el Sol y Quirón la interpretación suele variar. Mientras que con la Luna, Quirón se decanta más hacia el rechazo materno y todas las consecuencias que esto pueda generar en nuestra psique.

La Luna es quien nos hace manifestar nuestro encanto o desencanto hacia el mundo exterior, el Sol expresa a través de la acción, la Luna a través de las emociones, de ahí que la mayoría somos más Luna que Sol, porque en realidad somos seres emocionales. La luna también es nuestro mecanismo de seguridad es adónde vamos cuando vemos que no estamos llegamos a ningún lado.  Si vemos a la Luna como nuestra madre, lo entendemos pues a ella, la mayoría de nosotros iba siempre en busca de protección.  La esfera lunar es entonces una especie de esfera protectora que nos resguarda de la hostilidad del medio circundante, de hecho es nuestro hogar, nuestro hábitat, de ahí que la casa 4 zodiacal en su origen está regida por la Luna.


Cuando Quirón infringe su herida en ese ambiente Lunar, se genera una grieta una especie de goteo en esa esfera protectora y lo que nos gotea no es más que nuestros miedos a enfrentar una realidad que evitamos enfrentar, vemos entonces que Quirón con la Luna se comporta por decirlo de alguna manera muy saturninamente (Realidad y Miedos son temas muy de Saturno), muchas veces todo se produce por una madre ausente, enfermiza o simplemente por una madre que nunca quiso ser madre, al menos no de un hijo así. Como lo que le ocurrió en el mito a Filira con su monstruoso hijo centauro. La herida quironiana cambia o más bien inactiva esa función de protección lunar, es una luna que ya no puede contener tu dolor y tu frustración y que cada vez que tratas de utilizarla de repente todo empeora. Es una luna herida, y tiende a hacernos guardar todas nuestras emociones, porque al fin de cuentas, nadie podrá nunca entendernos, no lo hizo nuestras madres, ¿Por qué lo haría otra persona?  Muchas veces es ese pensamiento el que termina excluyendo al individuo Quirón-Luna, ¿para qué relacionarme con el resto si al final lo echaré todo a perder? Y la herida en estos no hace más que crecer y escocer más y más, pasan los años y no sabemos ya que fue  lo que realidad nos duele. Nos sentimos diferentes, pero, solamente nos sentimos así, nos sentimos solos aun cuando para todo los demás estemos siempre rodeados de una multitud, nada nos satisface, porque en realidad la función nutricia de la luna también se ve afectada y simplemente, no habrá nada que pueda llenar esa alma hambrienta y sedienta.  Por supuesto, los desórdenes alimenticios son muy comunes en las personas Quirón-Luna.  El efecto de Quirón sobre la Luna también genera frustración ante la idea de la familia, la maternidad se ve truncada y siempre por razones fuera de nuestro control.  Sí, Quirón-Luna es un binomio complejo y muchas veces no hace más que traer, dolor, ira, frustración, desencanto a nuestras vidas (esto variará según nuestro signo lunar) ¿se puede vivir así? Claro, existe  lo que yo llamo zombies, personas que solo saben cumplir, personas que solo saben sobrevivir y se han olvidado de vivir y la mayoría que he visto así tienen algún problemita ligado a la Luna y Quirón.


¿Se puede mejorar esto? Sí, desde luego, pero, no es fácil tratar a un individuo Quirón-Luna diciéndole simplemente tienes un problema, sino que se necesita encontrar la grieta, analizar que se ha filtrado y con qué situación lidia en el día a día esta persona.  Se necesita un trabajo profundo, pero, primero se necesitará mucha atención, cariño y aceptación. Luego, como siempre la cura de un problema quironiano es una mezcla del mismo problema, el efecto homeopático de Quirón, el famoso «lo semejante se cura con lo semejante» (similia similibus curantur) y una pizca de Júpiter, el Zeus que termina en el mito liberando a Quirón de sus penas. Dicho de otra manera se necesita un trabajo grupal, en el que el individuo con esa luna quironizada se encuentre con otras Lunas similares, y a la vez necesita confiar, necesita una oportunidad, necesita recuperar la fe (Júpiter) en el que será aceptado.

Así que si quieres empezar a descubrir lo que Quirón dice de ti, y como convertir esa debilidad en una fortaleza no te olvides de contactar conmigo.

Daniel Bolaños
Astrocoach
Email: astrofiliacr@gmail.com


viernes, 23 de mayo de 2014

Una cometa para el fin de semana: Saltar




Este sábado 24 de mayo mientras nos encontramos en un ambiente lunar cardinal, sí, la luna se encuentra en Aries y vuelve a activar el “conflicto de identidad” planteado por esa T cuadrada Cardinal. Mientras esto ocurre, tendremos también a Júpiter en Cáncer en trino con Saturno retrógrado en Escorpio. Júpiter también se encuentra en un signo cardinal, pero, poco a poco se aleja del resto, en el momento del trígono con Saturno rx en Escorpio estará a los 18º59’ de Cáncer, y estará más unido por trigonos  con Quirón en Piscis (17º26’) y Saturno en Escorpio (18º59’) que con lo que está en cuadraturas y oposiciones con Urano y Plutón.

Dicho de otra manera, no solo se trata de un Trígono de Júpiter con Saturno, sino de un Gran Trino de Agua, y si tenemos a cuenta la oposición entre Júpiter y Plutón, en realidad nos encontramos con una Cometa, una configuración muy benéfica y capaz de darle sostén a toda esa emotividad generada por tanta agua circundante. Quisiera proponerte un ejercicio durante este fin de semana: “Enfocate sólo en esta Cometa, como lo he hecho en este gráfico en el cual solo incluyo a Plutón rx en Capricornio, Quirón en Piscis, Júpiter en Cáncer y Saturno rx en Escorpio.
 
Esta es la cometa de la que te hablo
Por lo general, vemos en un Gran Trigono oportunidades, sin embargo, rara vez trabajamos con esta configuración como debería ser, es una configuración que genera mucha comodidad, el elemento en el que se manifiesta se encuentra en una zona placentera y no nos enfocamos en ella porque simplemente todo está bien.  Un Gran trígono de Agua, podría tener un alto grado de introspección e incluso podría ser una vía de escape a nuestra realidad, y eso sería darle una buena utilidad, pero, no necesariamente la mejor que podríamos darle. Sin tener en cuenta que este gran trígono es una cometa, lo que mejor podríamos hacer es por unos días trabajar en nuestros miedos, frustraciones (Saturno), aprender de nuestras heridas del pasado (Quirón) y con Fe y Esperanza (Júpiter) Sanar. Ahora bien, ya sabemos que este Gran Trígono es más bien una Cometa sostenida por la oposición entre Júpiter en Cáncer y Plutón rx en Capricornio, y es al fin de cuentas esa oposición, la que nos hará escaparnos un poco de la realidad pero sin perdernos demasiado en ese mundo acuático.

La oposición Júpiter-Plutón plantea la transformación consciente de nuestro entorno real (Capricornio) a través de lo que sentimos es lo correcto, de lo que han sido desde siempre nuestro código de valores (Cáncer) esta oposición al manifestarse en el eje Cáncer-Capricornio nos habla de la seguridad y la protección, del sustento material y emocional que hemos recibido y nos hace ser quienes somos hoy, es un eje dinámico, en el que lo hemos recibido en el pasado lo hemos de dar en nuestro presente.  Todo esto le da forma a una Cometa que nos guía hacia el sentimiento, pero, enfocado en nuestro autoconocimiento, nos hace volver al pasado para retomar situaciones inconclusas, para enfrentar nuestros fantasmas y liberar así a nuestro verdadero yo.

Ese punto focal de la Cometa, esa oposición Júpiter-Plutón rx está también relacionado con el trígono Júpiter que este sábado 24 llega a su punto exacto.  Júpiter y Saturno juntos en un buen aspecto nos habla sobre el legado, cómo debemos dejar atrás la necesidad de complacer a nuestros padres, o a los demás, de cómo no debemos arrepentirnos si cometimos al fin de cuentas los mismos errores que ellos o no, nuestra vida es nuestra no es de nadie más y el legado familiar que siempre propone Saturno debemos cuidar va más allá de lo que tengamos o no, sino más bien de cómo aprendimos a través de nuestra familia a ser cada día mejores.


Esta Cometa estuvo también el año pasado con nosotros durante el mes de agosto, en ese momento, toda esa agua venía a despejarnos de nuestro dolor, en aquel momento, Quirón se encontraba retrógrado y nos envolvía en el descubrimiento de porqué lo que nos duele nos duele tanto. Hoy Quirón está directo y nos dice que más allá del dolor, lo importante es aceptarlo, aceptar nuestras heridas y continuar, que lo que hemos sufrido no tiene por qué detenernos ni hoy ni nunca. Y es aquí tengo que hablarte de saltar. Porque para mí ese es el mensaje final de esta Cometa, esa es su propuesta, en especial cuando tenemos en cuenta el trígono exacto entre Júpiter en Cáncer y Saturno rx en Escorpio, se trata de superar el miedo al precipicio a través de nuestra fe y de dar ese salto que hemos venido posponiendo, un salto que nos llevará hacia el otro lado, hacia otro lugar, uno en el que posiblemente encontremos retos, sin embargo, si eres capaz de vencer la inercia y tus temores para saltar una vez, estoy seguro que tendrás la facilidad para hacerlo cuantas veces sea necesario.  Saturno propone que luego de dar ese salto de fe, que no es solo de fe sino de convicción porque si Saturno está de por medio, implica que la razón concreta existe, que todo se puede materializar que luego del salto de fe, tendremos que trabajar en prosperar, en la cristalización de nuestros deseos, anhelos, sueños y proyectos.